"Cree a aquellos que buscan la verdad, duda de los que la han encontrado" (André Gide)
"No estoy de acuerdo con lo que dices, pero defendería con mi vida tu derecho a expresarlo" (Voltaire)

"La religión es algo verdadero para los pobres, falso para los sabios y útil para los dirigentes" (Lucio Anneo Séneca)
"Cualquier hombre puede caer en un error, pero solo los necios perseveran en él" (Marco Tulio Cicerón)
"Quien no haya sufrido como yo, que no me de consejos" (Sófocles)
"No juzguéis y no sereis juzgados" (Jesús de Nazaret)
. . .

miércoles, 15 de septiembre de 2010

Man in the mirror (2ª Parte)

(Viene de la 1ª Parte)

-¿Que aprendiste a vivir?

-Si: se trata de enfrentarse uno a si mismo: de mirarte en el espejo y estudiarte a ti mismo: primero tu físico, tu envoltura, y luego lo que hay dentro: tu alma, tus sentimientos, todo ese caudal de experiencia, sentimientos y vivencias que han hecho que seas lo que hoy eres y que actúes como actúas.

-¿Tu te miraste al espejo?

-Asi es. Me estaba lavando los dientes cuando miré mi imagen reflejada en el espejo. Me dije: “Bien, Cornelivs, ese que hay enfrente tuya, eres tu”. Ahí empezó todo.

-Y que viste?

-Aparentemente poca cosa. Delante de mi tenia la imagen de un hombre de 45 años, que había adelgazado bastante debido a un buen cambio de hábitos (dejó las 3 cajetillas diarias de tabaco y se enganchó al deporte sano), que media 1,82 y que pesaba 80 Kg. Su cuerpo no me disgustó demasiado; pocas personas hay de su edad que corran 10 km. diariamente en menos de 60 minutos; es como para sentirse contento, aunque el fisico no lo es todo.

-Todo bien, entonces.

-Si, pero percibí otro detalle: mirándolo a la cara me di cuenta de que el hombre de la imagen intentaba siempre agradar, se esforzaba por ser alegre, por mostrarse jovial y de buen humor, quizás como si deseara agradar a todo el mundo, o más bien como si huyera de su propia tristeza.

-¿Tristeza?

-Si, fijate en sus ojos: hay una sombra de tristeza, una sombra poderosa. Me parece que sus ojos hablan demasiado, se ve claro lo que hay dentro de ellos, aunque ahora se haya dejado barba y quiera ocultarse, o aparentar seriedad.

-Si, puede que sea su forma de ocultarse.

-¡Exacto! Yo pienso que esconde su tristeza bajo la capa de seriedad. Muchas veces nos confundimos, porque llamamos hombre serio al que solo es un hombre triste. Creo que es su caso. ¿No has visto su semblante, siempre tan serio? Pues no es seriedad, miralo bien, es tristeza.

-Esa tristeza tiene que tener alguna causa.

-Indudablemente que si; como también es cierto que el pasado deja su huella en el presente. Si te fijas bien en su rostro nada haria sospechar nada: solo su semblante serio y la chispa de tristeza en los ojos lo delatan...

(Continuará...)

Saludos.

P.D. No se me ha ocurrido mejor idea que ilustrar este post con la imagen de arriba a la derecha, que es mi imagen real, muy reciente. Reitero mis saludos.

.

20 comentarios:

María dijo...

Amigo, he ampliado la foto, y he podido apreciar, en tu rostro y en tus ojos un cansancio profundo, no sé si será tristeza, o será agotamiento, descansa mucho, amigos, tus ojos y tu rostro delatan tu agotamiento.

Un beso.

El Gaucho Santillán dijo...

Cornelius, a esa edad, (cinco años atràs) decidì hacer un cambio profundo en mi vida.

Pero sigo fumando. Y tampoco dejè de salir de noche. Incluso, no carguè mas mi rutina de gimnasio.

Tampoco dejè de hacerme problemas con los polìticos. Ni dejè de decir las cosas que pienso.

No. Hice algo màs profundo.

Cambiè del Borgoña, al Cabernet.

Y Santo Remedio!!

Saludos

Ibso dijo...

Hola Cornelivs, hace poco que te sigo y si no te importa seguiré tus pasos durante un tiempo. Tenemos más o menos la misma edad, y por lo que he leído hasta ahora en tu blog, más o menos, las mismas inquietudes, aunque a mí la historia nunca se me dio demasiado bien.

En cuanto a las dos últimas entradas te diré que estoy de acuerdo con María, pareces cansado. Pareces estar recorriendo un camino hacia tu interior para encontrar respuestas o buscar soluciones a algo que te desconcierta o te preocupa. No soy psicólogo y esta solo es una arriesgada apreciación por mi parte que espero no te moleste si esta errada.

Un saludo, Ibso.

P.D.: el manifiesto por la solidaridad fue una idea genial, ya lo puse en mi blog.

genialsiempre dijo...

Y es que la mejor conciencia es verse reflejado, porque la cara es el espejo del alma

Asun dijo...

Nuestra expresión habla por nosotros, y esa expresión es reflejo de nuestro interior. Si ese interior sigue dolido, triste, por las marcas del pasado, podemos intentar disfrazarlo de mil maneras, con seriedad, con jovialidad, de las mil formas que se nos ocurran, pero mientras no consigamos cambiar ese sentimiento de tristeza desde su base, desde su origen, aflorará una y otra vez por mucho que nos empeñemos en ocultarlo.

Un beso

MariluzGH dijo...

Es imposible cambiar el pasado que nos ha marcado, amigo Cornelivs, pero quienes te quieren de verdad saben apreciar esas marcas y agradecen que no se las intentes ocultar a ellos. Para los otros vale uno de los dichos que más me gustan: a quien no le guste que no mire.
Debemos aprender a vivir con "ese reflejo", amigo mío.

Dos besos

MAJECARMU dijo...

La vida escribe en las lineas de la cara...A veces nos invita a pararnos y mirarla frente a frente.Pero,la vida sonríe y espera que la aceptemos...Hay misterios que, no podemos descifrar en un momento,porque requieren toda una vida para entenderlos...!!!
Mi felicitación por tu valentía y dignidad y mi abrazo inmenso,amigo.
M.Jesús

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

No hay nada más honesto que adentrarse en uno mismo, querido amigo.

Myriam dijo...

Así como corres 10 km para fuera y sin cigarrillo ( algo por lo que te felicito sinceramente) Corre para adentro la misma cantidad de kilómetros... ahi te encontrarás todo tú: triste, alegre, cansado, feliz...etc. porque habrás llegado a la fuente de tu ser.

Besos

J. G. dijo...

¿Te has parado a preguntar quién de esa foto eres tú relamente?

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

HOLA CORNELIUS. YA VAS HACIENDOTEW AMIGO DE TI MISMO Y ESTO ES MUY IMPORTANTE, QUE TE ACEPTES.

SABES CUANDO YO TENIA UNOS 7 O 8 AÑOS MI PADRE TAPÓ TODOS LOS ESPEJOS DE LA CASA, PORQUE SIEMPRE ESTABA MIRÁNDOME.

ENHORABUENA POR HABER SUPERADO EL FUMAR TANTO..


¡¡¡¡AMIGO TU SIQUE PUEDES!!!1.

UN ABRAZO, Montserrat

RECIBE UN ABRAZO DESDE VALENCIA

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

!Bonjour tristesse! decía el espejo, pero al lavarse los dientes lo cubrió de gotitas que se proyentaban al mirarse tan cerca: se dibujaba un duende ¿quién es ese?
!Salve!

Neogeminis dijo...

Hablas aquí mucho del camuflaje al que me refería en mi último post!...coincidencias!

Un abrazo.

Alijodos dijo...

Yo solo veo aun gran hombre y a una gran persona...su tristeza no me pertenece pero por aqui andamos...

Isabel Romana dijo...

Hay un aspecto en este diálogo que no se ha dicho y me gustaría añadir, por si resulta de alguna utilidad: no muchas personas, en nuestros días, pueden mirarse cara a cara al espejo sin enrojecer. Eso lo tienes a tu favor. Un abrazo, querido amigo.

Silvia dijo...

AMIGO MIO: MARAVILLOSO ,NO ES FACIL MIRARSE AL ESPEJO Y PODER DECIR DE UNO MISMO TODO LO QUE TU HAS DICHO EN TUS DOS ENTRADAS...
TU IMAGEN PARECE REFLEJAR UN POQUITO DE CANSANCIO...PERO HAS MEJORADO Y MUCHO...
SOLO NECESITAS VOLVER A RECUPERAR LA ALEGRIA ,LA SONRISA...PERO LA VERDADERA LA DEL CORAZON..
GRACIAS AMIGO POR COMPARTIR ESTE POST....
UN PLACER VISITARTE.
BESOTES.
SILVIA CLOUD

Marinel dijo...

Hola Pablo,perdona mis tardanzas,pero ando liadilla.
Ahora acabo de pasearme leyendo tus cosas y he leido la primera parte de este peculiar diálogo entre el espejo y tú.
Se aprende a aceptar un@ mism@ cuando se toma conciencia de que somos lo que somos y no seremos mejores si no miramos hacia dentro.
Cosa harto difícil conforme está la vida.
Tus ojos se perciben tristes,cansados quizá y ese cansancio los ensombrece.
Pero no hace mucho leí de ti,que tienes una riqueza maravillosa a tu alrededor tan especial,que debería ahuyentar la tristeza,sea pasada o no.
Un beso.

Oteaba Auer dijo...

Hay quien no sabe mirarse o no quiere por miedo a ver la imagen que le devuelve.
No somos conscientes de cuanto hablan de nosotros el lenguaje no verbal y la mirada...(tarea imposible en la Red)
Saludos

Antonio Aguilera dijo...

Querido Pablo, hazle caso a la receta del Gaucho Santillán jajaja, es un cachondo mental.

Muy buena esta introspección tuya al más puro estilo de los sabios grecoromanos. Y mucho de Montaigne en tus pensamientos. Se notan tus lecturas....calidad

Seguiremos hablando del viaje

Un abrazo

Siab-MiprincesaAzul dijo...

nada mas verdadero y cierto q nuestro propio reflejo, nada mas fuerte q enfrentarnos a nuestra tristeza y nada mas grande q nuestra verdad...
amigo gracias por aparecer cuando mas te necesito
un beso enormeeeeewibiar