"Cree a aquellos que buscan la verdad, duda de los que la han encontrado" (André Gide)
"No estoy de acuerdo con lo que dices, pero defendería con mi vida tu derecho a expresarlo" (Voltaire)

"La religión es algo verdadero para los pobres, falso para los sabios y útil para los dirigentes" (Lucio Anneo Séneca)
"Cualquier hombre puede caer en un error, pero solo los necios perseveran en él" (Marco Tulio Cicerón)
"Quien no haya sufrido como yo, que no me de consejos" (Sófocles)
"No juzguéis y no sereis juzgados" (Jesús de Nazaret)
. . .

jueves, 27 de noviembre de 2008

El cambio

¿Qué podemos hacer todos y cada uno de nosotros para cambiar el mundo? Ante semejante pregunta, muchas personas responderán esto: nada. Claro que no. Yo solo soy un individuo, y el mundo es inmenso, esta compuesto por miles de millones de personas. ¿Qué peso especifico tengo yo? Ninguno, soy un grano de arena en medio del desierto. ¿Qué voy a poder hacer yo solo frente al mundo? Nada. Anda, Cornelivs, no sueñes, olvídate, y vive. “Esto no hay quien lo cambie”.

Bueno, vamos a ver. Creo que nos falta imaginación, meditación y finalmente esfuerzo, y por este orden. Si meditáramos un poco, nos daríamos cuenta de que todos podemos hacer muchas cosas, empezando por el que escribe; podríamos descubrir que la pregunta que hago al principio puede tener una respuesta positiva. Y no estoy soñando: no lo veo difícil. Al menos en teoría.

En el post de ayer os hablaba de Oskar Schindler. Era un hombre solo. Solo uno. Pero fijaros lo que hizo. Salvó a muchísimas personas jugándose el pellejo; y como él, otros héroes anónimos también han hecho muchas cosas loables a lo largo de la historia. Pregunto: si ellos fueron capaces de hacerlo, ¿por qué nosotros no? Que yo sepa, estamos hechos del mismo material, tenemos la misma carga genética y las mismas aptitudes y capacidades. Por supuesto, no se trata de que nos convirtamos ahora en Schindlers, en Nakis, en Teresas de Calcuta o en Gandhis (ojalá). Pero no; sin llegar tan lejos, podemos empezar observando nuestra propia actitud, en la mayor parte de las ocasiones nuestro proceder es simplemente, éste: los alabamos, somos conscientes del gran ejemplo de generosidad que dieron al mundo, les ponemos una medalla, acaso les hacemos una estatua, e incluso puede que nos emocionemos; pero luego volvemos a nuestro pasotismo y a nuestro “laissez faire, laissez passer”. No se mueve nadie.

He meditado algunas veces sobre esta cuestión. Quizás esta apatia colectiva se debe a que casi todo el mundo parte de una base errónea, que podríamos resumir en el siguiente aforismo, lleno de derrotismo: “Yo soy bueno, pero el mundo es malo. ¿qué puedo hacer yo ante eso?”. Me parece un grave error, basado en una poca confianza en nosotros mismos, y también en una escasa comprensión de la sociedad. Vamos a ver: si yo pienso eso se me está olvidando que yo formo parte del mundo también, yo también soy el mundo. Si el mundo es malo, entonces algo de parte de culpa tendré yo también ¿o no? Porque es obvio que yo tambien formo parte de ese mundo que estoy criticando: y el mundo está formado por miles o millones de personas que tienen las mismas aspiraciones, inquietudes, placeres y sufrimientos que los mios.

Algunas veces creo que con el ritmo tan estresante de vida que llevamos, el poco tiempo que tenemos para nada y los numerosos estimulos visuales, acusticos, propagandisticos y comerciales, cuya invasión sufrimos a diario, nos falta tiempo para encerrarnos un poquito, solo un poquito, en nosotros mismos y meditar quienes somos. No hace falta convertirse en filósofo, no, creo que es más sencillo. Estamos casi enajenados y medio hipnotizados ante tanto bombardeo de los medios; nos sentamos a ver la “caja tonta” contemplando sin cesar estímulos visuales que no requieren esfuerzo intelectual alguno. Despues de un dia de trabajo nos apetece relajarnos y no pensar en nada. Obvio. Indudablemente, la televisión es un enemigo poderoso. Te seduce, y con el tiempo prefieres ver la TV antes que leer. Y poco a poco, el individuo se va diluyendo en la masa, perdiendo la conciencia de su propia individualidad, de su unicidad, de su propio yo. Habrá muchas personas; pero no hay nadie mas en este mundo que sea como tu o como el de más allá: cada uno de nosotros somos UNICOS.

Parece que ahora no somos más que una masa enorme compuesta de millones de almas, que se agitan para un lado y para otro, como las cañas cuando las agita el viento. Pero ese "ser consciente de uno mismo", de tu propia y especifica singularidad que te distingue del grupo en el cual estás incardinado, es algo necesario y extraordinario. Personalmente pienso que es el individuo el que ha de hacer el esfuerzo personal para saber identificar su YO especifico, singular y único, en medio de su grupo.

Por ejemplo, algunas veces me he preguntado: ¿Quién soy yo? ¿Un numero, un simple ciudadano, uno mas en la lista? ¿Una gota de agua en medio del mar? No, perdone usted, yo soy yo. Un ser humano, mas bueno o mas malo, mas listo o mas tonto, pero yo. Creo que deberíamos de recordarlo, recuperar nuestro “sentido individual de nuestra propia humanidad” (no sé como expresarlo¸ entendedme lo que quiero decir), porque pienso que no somos solamente personas que todos los dias comen, beben y duermen, y que por las tardes han de ver forzosamente la telenovela de turno, o que cada semana han de ver el programa “Salsa Rosa” y enterarse de los cotilleos de los famosos para poder dormir a gusto y bien enteraditos. No. Y que conste que no critico a quien lo haga, cada uno es muy dueño de hacer lo que quiera; pero creo que somos algo más que eso, y hemos de darnos cuenta de ello. Y ese pequeño “esfuerzo” intelectual requiere privarse alguna vez de la tele, del paseo, o de la copita en el bar con los amigos. Solo es meditar de vez en cuando. ¿Estamos dispuestos a hacerlo?

El mundo juzga por “bueno” o por malo” tal o cual cosa, o tal o cual idea. Deberiamos de tomarnos el trabajo de pensar: “¿Y yo, que pienso de eso?” Puede que nuestra opinión no coincida con la general: si es asi, lo mas seguro es que la nuestra sea la correcta; porque, los millones de personas que dicen algo, ¿lo han pensado antes? ¿Seguro que si?

Quizás este problema trae de la mano otro problema aún mayor: nuestra autoestima como seres unicos, está muy baja. Me explico. Como no pensamos en nosotros mismos, se nos olvida nuestro potencial: ya no recordamos de lo que somos capaces cada uno de nosotros. ¡Y podemos hacer mucho! Históricamente el individuo tenia el valor natural, es decir, la virtud que es el sentimiento de las propias fuerzas. Ahora el individuo aislado no tiene confianza más que en la multitud, en su grupo, no en si mismo. Y creo que eso anula nuestra autoconfianza en nuestra capacidad de cambiar nuestro entorno. Todos queremos cambiar el mundo, pero o no nos atrevemos, o no sabemos como hacerlo, o bien nos parece una entelequia imposible. Y el caso es que el ser humano tiene tendencia natural al bien. A los hechos me remito, y me centro en un mundo concreto: en este mundo blogger tan maravilloso que compartimos. Cuando alguno de nosotros tiene un problema, ¿verdad que le llueven los comentarios de animo y de apoyo? ¿Verdad que sentimos ese instinto de ser solidarios? Entonces, ¿por qué no lo llevamos a la practica? Y no solo en el mundo blogger, tambien en muchos otros aspectos y sectores. Y si encima nos da miedo hacer el bien, por miedo a la incomprensión, a que se rian de nosotros o a que nos hagan daño, entonces...apaga y vamonos.

Por ello, esa apatia nos conduce a la falta de compromisos. Nos falta compromiso. El mundo se cambia con acciones. Líbrenme los dioses de decirle a nadie lo que ha de hacer, pero creo que ese cambio podría traducirse en asumir compromisos concretos, y luego estar dispuestos a cumplirlos. Defino “asumir compromisos” como el firme propósito de una persona de hacer algo, de realizar actos concretos para intentar cambiar el mundo insuflándole valores éticos, a través del entorno que lo rodea, que es lo más inmediato que tiene.

Una persona puede hacer mucho más de lo que cree. P. ej. Cuando en una conversación se está criticando sin rigor a alguien, siguiendo el viejo refrán de “cuando el rio suena, agua lleva”, no estaria mal que alguien se atreviera a partir una lanza a favor de esa persona, argumentando que no es bueno juzgar a una persona que está ausente y que no se puede defender; o quizás manifestando claramente que todo el mundo es inocente mientras no se demuestre lo contrario. Si asi he conseguido que dos personas piensen en esa misma linea, ya he conseguido algo. Es solo un ejemplo. Y como ese, miles.

Dicen que el primer paso para solucionar un problema consiste en estudiar y examinar atentamente cual es ese problema. Y pienso que ese es el principio: quizás fuera bueno que empezásemos por ahí. Por ello, yo creo que no cambiará el mundo jamás, hasta que no cambie antes el individuo.

Tengamos fe en eso: no renunciemos a nuestra posibilidad de hacer algo grande.

Me queda la duda de haber sabido expresar adecuadamente mis ideas. Y quizás me llameis iluso o soñador, y a lo mejor estoy llegando demasiado lejos; pero os hago esta pregunta: el que pierde la fe en la posibilidad de cambiar el mundo, ¿no será que ha perdido tambien parte de su fe en si mismo, no será que ha perdido parte de su fe en su capacidad de cambiarse a si mismo?

Saludos.

34 comentarios:

Elisabeth dijo...

yo aun tengo fe en nosotros los humanos y en q podemos y debemos cambiar...


besitosss

moderato_Dos_josef dijo...

No creo que seas ni iluso ni soñador, creo que eres reflexivo y que te haces preguntas que están ahí. Comparto el pensamiento de la baja autoestima. creo que en general existe un clima de desencanto y baja autoestima que propicia que creamos que mediante el individualismo ya no es posible hacer nada, pero sí que se puede. El ejemplo está en el mismo Schindler, tal como apuntas y en otras tantas personas que actuando en solitario han logrado romper esquemas. Debemos empezar a hacer algo ya. yo, hace días tomé una determinación, voy a apuntarme a una ONG y ponerme a trabajar con ellos. Creo que nadie hace nada por el tercer mundo y ya estoy harto de permanecer pasivo. En estos instantes cuando escribo esto he enviado mi currículum a dos ONG españolas. Y puesto que estoy soltero y tengo libertad de movimientos quiero ir en esa dirección y dejarme de luchar escribiendo que está muy bien, pero quiero hacer algo más. Gracias Cornelivs por tu post y tu forma de pensar, si todos fueramos como tú seguro que las cosas irían mucho mejor. Un abrazo!

PAOLA dijo...

Amigo mío, admiro el bello tiempo que le dedicas a estas extensas y detalladas entradas y aún así también trabajas en lo tuyo y dejas bellas palabras en nuestros espacios.
cambiar el mundo desde nuestro interior es apostar a combatir la desidia, la agresión de lo cotidiano, a hacer valer los derechos de los niños, a levantar la voz y no esconder la mirada, a dejar de ser cómplices y comenzar a ser protagonistas, no hay borrador o ensayos, la vida es esta que vivimos, nadie vendrá a hacerlo x nosotros ni tendremos al doble de riesgo d turno.
Es hoy.
Besos

Hada Saltarina dijo...

Por si te quedan dudas,decirte que sí, que lo has sabido explicar muy bien.

Sí, creo que existe un gran desequilibrio entre fomentar el crecimiento individual y el valor al grupo. Los dos son immportantísimos pues se interrelacionan.

¿Cómo podemos cambiar el mundo? Dices tú, básicamente, que meditando de forma individualizada y comprometiéndose. Por supuesto que sí; un paso más sería la meditación colectiva que también ayuda mucho y el compromiso colectivo.

Pero creo que cuando uno mismo va cambiando, de alguna manera va aportando sus conclusiones a la comunidad en la que vive; como una flor que exhala su fragancia porque es imposible dejar de hacerlo. Y así, a la larga, va formándose una masa crítica que va transmormando la conciencia colectiva. Cuanto más medite cada uno, más extenderá su esfera de acción hacia el universo. Ésa es mi esperanza. Al fin y al cabo, hoy día se encuentran en el pensamiento de todos ideas que hace unos siglos eran sumamente extrañas; pero el círculo, de manera incontenible, se va ampliando.

Un gran abrazo, Cornelivs

Esther dijo...

Yo creo que eres una gran persona con un gran corazón que se preocupa por mejorar en la medida que puede el mundo..

El problema es que yo personalmente puedo tener ideas pero no tengo poder para ejecutarlas..Yo puedo ir a mi ayuntamiento y decir ¿por qué no hacemos esto? y me dicen ¿tu quien eres?¿qué pintas aqui? y a lo mejor mi idea es fabulosa..

A mi me encantaría que en mi pueblo se hiciera una especie de asociación como dije que había en un pueblo que oí en las noticias donde todo el mundo pone parte de su tiempo y habilidades para ayudar al resto a cambio de que con el tiempo si necesita algo le ayuden a él..Favor por favor sin dinero de por medio..

También sería más estricta con la gente que tiene poder pues a veces se saltan las normas como quieren o dejan de hacer bien su trabajo.. pero claro una ciudadana como yo o tu no tiene voz para recriminarle..

A mi ideas no me faltan, me falta poder para realizarlas como a muchos de nosotros..

A veces me planteo afiliarme a algun partido político concreto por ver si así pudiera aportar ideas..Pero claro eso tampoco garantiza nada.. pues tampoco tienes poder eres una afiliada más y encima nueva con ideas soñadoras para ellos e irrealistas.

Si fueran más voces juntas de todos nosotros a lo mejor oirían más esa voz,pero claro hay que tener la voluntad de juntar esas voces..

besitos

El Ente dijo...

En resumen querido Cornelivs...PARA CAMBIAR EL MUNDO DEBEMOS EMPEZAR POR UNO MISMO, DE NADA VALE QUEJARSE Y DECIR QUE MAL ESTA ESTO QUE MAL ESTA AQUELLO, HAY QUE ACTUAR...Y LUCHAR QUE NADIE DIJO QUE ESTO FUERA FACIL, CAMBIEMOS, COMENCEMOS EL CAMBIO.

UN ABRAZO!!!

Amig@mi@ dijo...

Esto me recuerda a la antigua "Operación Plus Ultra", ¿lo recuerdas ?
Eran niños premiados por ayudar a los demás en algo, o haber sido causa de salvación para otros, y eran sólo niños...
Yo creo que TODOS, al lo largo de nuestra vida, podemos cambiar algo, salvar a alguien o sencillamente tender una mano...
Y analizando, volviendonos orgullosos, poe unos instantes ante nuestra pequeña acción, la autoestima crecerá sola.
Muy buena reflexión.
Besos

Oteaba Auer dijo...

La actitud y reflexionar individualmente sobre el tema, creo qeu es el camino.

El otro día, cientos de personas se movilizaron dentro de lo que es "un juego" llamado Second Life, por el día internacional de la mujer maltratada...¡no veas la respuesta y el respeto que hubo todo el tiempo!..
Te dejo un enlace al anuncio que hice de convocatoria en su momento:

http://oteabaauer.blogspot.com/2008/11/manifestacin-en-sl-por-los-malos-tratos.html

Cualquier lugar es bueno para hacer de nuestro mundo un mejor lugar para vivir.
Me ha gustado mucho esta entrada.
Besos

Vane dijo...

Ya con este post estas haciendo algo, ya con tener la idea de cambiar algo y hacer lo posible porque sea una realidad habla muy bien de vos.

Te debo una disculpa a vos y otros compañeros por mi ausencia de estos dias, pero estuve leyendo alguno de tus posts.
Esta genial la parte de la peli que mencionas en tu post anterior, y felicidades por la copa, que viva España!!!

Saludos!

Lander dijo...

Amigo Cornelivs, como siempre da gusto pasar por aquí, se aprende un montón.

yo creo que con intentar mejorar nosotros una miaja, o el circulo más cercano hacemos mucho. Te imaginas muchos pocos?.. casi mejor que pocos muchos..

Un abrazo

Pedro dijo...

Los grandes cambios siempre han venido de la mano de una sola persona, aunque no siempre se recuerde. Generalmente de algún soñador o iluso que creía firmemente en su sueño o ilusión. Y por supuesto alguien valiente y decidido.
Una reflexión para pensar, sin duda.
Un abrazo.

María dijo...

Es bueno reflexionar de vez en cuando como tú lo has hecho, y lo que debemos hacer cada uno de nosotros es intentar, cambiar el mundo no, porque es imposible, es una utopía, pero sí, cambiar desde nuestro interior, intentando no poner malas caras a los demás cuando algo nos sale mal, y ofreciendo muchas sonrisas y mucho amor a los demás.

Un beso.

Isabel Romana dijo...

Creo que todos juntos tenemos muchísima más potencia y fuerza de la que nos creemos. Y, desde luego, con pequeñas contribuciones individuales se puede conseguir un TODO enorme. Yo sigo manteniendo mi fe en la humanidad y en los jóvenes. Besos, querido amigo.

AriaDna dijo...

Aunque es cierto que no se puede cambiar el mundo si todos nos unimos quizás...que ilusa soy

un besito

Cornelivs dijo...

ELISABETH: Bendita esa fe, amiga. Un beso.

MODERATO: Gracias por tu comentario y un aplauso para tu decisión de apuntarte a una ONG. En mi caso por mi edad y circunstaqncias (43, casado, 3 hijos), no tengo tanta libertad de movimientos como tu, pero hago lo que puedo. Un abrazo.

PAOLA: Gracias, amiga, se hace lo que se puede...! Un abrazo.


HADA SALTARINA: Sintonizo mucho con tu forma de pensar. Me gusta. Un abrazo.

ESTHER: No soy una gran persona, Esther, no, solo un individuo con alguna que otra virtud y un monton enorme de defectos! Gracias por el buen concepto que tienes de mi. UN BESO.

EL ENTE: Asi es, amigo. Un abrazo.

AMIGA MIA: El ejemplo que me pones lo dice todo. Bien. Yo creo que podemos hacerlo, el caso es que queramos hacerlo. Un beso.

OTEABA: Asi es, coincido contigo. Visitaré el enlace a la mayor brevedad. Gracias y un beso.

VANE: Has estado muy perdida ultimamente...¡me encanta verte de nuevo! Gracias y UN BESO.

LANDER: Gracias amigo, todos podemos aprender algo de todos. Un abrazo.

PEDRO: ¡Gracias! UN ABRAZO.

MARIA: Pues ese es el caso, que yo no lo veo como una "utopia", como tu, creo que es posible. En todo caso, nuestra incapacidad para actuar o nuestra desidia es lo que lo convierte en una utopía. Besos.

ISABEL ROMANA: Suscribo integramente las palabras de tu comentario. Hago votos porque así sea. Un abrazo.

ARIADNA: Si todos fueramos un poquito mas ilusos...a lo mejor esa ilusion se convertia en realidad. Un beso.

GRACIAS A TODOS. CORNELIVS OS QUIERE.

Fernando Manero dijo...

Comparto plenamente la reflexión que haces a favor del compromiso y del esfuerzo por aportar algo, lo que sea y por pequeño que sea, a que nuestro mundo sea mejor. "Frente al pesimismo de la inteligencia, el optimismo de la voluntad" decía Gramsci, frase que me ha acompañado desde que la descubrí. No es fácil abrigar esperanzas cuando a nuestro alrededor observamos problemas irresueltos, empeños fallidos, ilusiones frustradas. Ante estas situaciones, la indiferencia o el desdén nos sitúa en el terreno del individualismo que más pronto que tarde nos acabará pasando factura e implicando negativamente. La lucha no es sencilla, pero en la medida de nuestras posibilidades y nuestras fuerzas algo debemos hacer para que el sol no desaparezca demasiado temprano.

La sonrisa de Hiperión dijo...

"nuestra autoestima como seres unicos, está muy baja."

Hemos entrado en el cochino juego de exigirle al hombre no como hombre si no como bien dinerario. La política del capitalismo, que eres tanto tienes tanto vales. No es que no se valores al ser por su forma única. Es que no existe ser.
Saludos desperanzados!

RAMPI dijo...

Hola, Cornelivs, en primer lugar pedirte disculpas por mi demora. Últimamente, estoy que no tengo tiempo para nada, pero bueno aquí estoy, más vale tarde que nunca.
En segundo lugar, me ha parecido una gran reflexión tu post de hoy.
Si queremos cambiar el mundo, primero tenemos que cambiar nosotros.
Un abrazo enorme y feliz fin de semana
Saludos

Isabel dijo...

Cambiar el mundo es difícil Cornelivs, pero no imposible, y no creo que seas un iluso, es mas, estoy contigo en que entre todos podemos hacerlo, piensa que cada persona es como esa piedrecita que se tira al agua y forma ondas a su alrededor. Si cada uno en su entorno hace las cosas bien, obliga un poco a los demas a devolver el bien. Si procuramos no pisar a nadie, si no actuamos siempre pensando en nosotros mismos, si escuchamos, y sobre todo, si amamos, las cosas cambiarían. Seamos cada uno esa piedrecta que se tira al rio, y hagamos a nuestro alrededor muchas ondas de humanidad. Me ha gustado mucho tu post. Un beso amigo

genialsiempre dijo...

Creo que debemos ser más activos, pero claro una cosa es decirlo y otra practicarlo. Me apunto al cambio

José María

GINEBRA dijo...

Yo creo que puede resumirse en una frase sencilla: "querer es poder",me lo enseñó mi madre cuando era chica y creo que es una gran verdad. Con tesón y voluntad podemos conseguir muchas cosas, hace falta paciencia y ser un poco cabezota.
Besos y buen finde

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Muy acertada tu entrada. Desde hace unos años, las corrientes ideológicas nos han descargado de todo proyecto que intente ir más allá de dos metros cuadrados.
El día que dejemos de pensar en cambiar el mundo, sabremos que "ellos" nos han derrotado.
Saludos.

Cornelivs dijo...

FERNANDO MANERO: ¡Bienvenido! Un placer recirite. Gracias por tu visita, y por esa joya de frase de Gramsci, que me ha encantado: "Frente al pesimismo de la inteligencia, el optimismo de la voluntad". La comparto totalmente, no sabes hasta qué punto. Desde luego que no es facil mantener la esperanza, es dificil la lucha, muchas veces es necesario tener la voluntad de un "titan" . Pero no podemos dejarnos llevar por la "nada".

Gracias por tu interesante aportación y un cordial saludo.

Espero verte con frecuencia.


LA SONRISA DE HIPERION: ¡Hola Antonio! ¡Arriba esa esperanza! Te digo lo mismo que le he contestado a Fernando Manero: merece la pena... Un abrazo.


RAMPY: Gracias amigo, un abrazo.


ISABEL: Gracias. A mi me ha gustado aún mas tu luminoso comentario, y esa frase que dice: "Si cada uno en su entorno hace las cosas bien, obliga un poco a los demas a devolver el bien..." ASI ES. Totalmente de acuerdo.

Un beso y feliz fin de semana.


GENIALSIEMPRE: ¡Hola Jose Maria! Gracias, uno más, y ya somos muchos.

Un abrazo...! y feliz fin de semana.


GINEBRA: Parece que me has sacado esas palabras de la punta de la lengua, a mi tambien mi padre me enseñó eso, entre otras cosas.

Un beso... y feliz fin de semana.


PEDRO OJEDA: Sé que tienes vista certera, de águila; y tu comentario es profundamente cierto. No lo habia visto desde tu punto de vista, pero al leerte y comprenderte, he sentido un escalofrio. Desde luego el asunto es serio.

Dices: "El día que dejemos de pensar en cambiar el mundo, sabremos que "ellos" nos han derrotado".

Espero que nunca nos dejemos derrotar.

No sabes como estoy deseando que publiques la segunda parte de tu post sobre este tema, disfrutaré leyendote.

Un abrazo, amigo, y feliz fin de semana.

Manuel de la Rosa -tuccitano- dijo...

te podría de dir mil cosas...pero solo una me viene a la mente, como el gran Ortega decía "yo soy yo y mis circunstacias", asi de importantes somos...por poco que hagamos será mucho, no podemos ir por la vida de derrotistas, como dice Ojeda, el día que pensemos que no somos capaces de hacer cambios...entonces apaga y vámonos..
SALUDOS

Cornelivs dijo...

MANUEL DE LA ROSA: !Asi es! Hemos de tener fe en nosotros mismos, esa autoconfianza en nosotros mismos de la que hablo en mi post puede ser una buena defensa contra el terrible enemigo: asumir que cambiar el mundo es imposible.

¡Es posible! Como digo en el post: "no renunciemos a nuestra posibilidad y capacidad de hacer algo grande".

Un abrazo... y feliz fin de semana!

Miguel Ángel dijo...

Llego hasta aquí a través de Fernando Manero, y descubro cosa buena. ¡Cambiemos el mundo! Ya lo estamos cambiando, ¿no lo ves? Millones de hormiguitas estamos en esa tarea, tardará en verse frutos, pero llegará su hora y todos los disfrutaremos. No te desanimes, no estás solo: 25 comentarios hechos, ¿cuántos más te leen?
Fernando te recuerda a Gramsci, yo te recuerdo el evangelio: La fe mueve montañas…

lys dijo...

Te has explicado muy bien, amigo, tan bien que creo que es posible que muchos recapacitemos y cambiemos en algo ese sentimiento negativo sobre la maldad de los demás. Estamos en un punto en el que ser buena persona y hacer daño a nadie, cosa que es muy sujectiva, ya no es suficiente.

Si nos gustan los buenos modales, practiquemoslos, si sentimos pena por los niños hambrientos demos les pan, los solteros como dice MODERATO_DOS_JOSEF podemos hacer mucho y lo casados también. Me enternecen esas familias que abren sus casas a los niños de Chernovil, a los niños del Sáhara. Estamos ACONGOJADOS( por no decir otra cosa) ante esta crisis económica que se cierne sobre nosotros y la gran mayoría estamos mejor que millones de personas. Demos.Y no sólo dinero, también cariño y démoslo conservando siempre la dignidad de los demás.

Sé que me queda mucho por aprender, como sé que tengo aún mucho que dar, pero tengo en mi casa el ejemplo más generoso. Mis padres. Siendo mis padres humildes trabajadores, no dudaron en adoptar una niña que de otro modo no habría tenido gran opción de futuro. El que ya tuvieran cinco hijos biólogicos no les detuvo.

GRACIAS CORNELIVS y SIGUE ESCRIBIENDO.

Ronini dijo...

la verdad es que subrayo todo lo que dices,
muchas veces lo pensé y no tiro la toalla,
una de mis peliculas preferidas es "cadena de favores", sólo es una película lo sé, pero encierra un gran mensaje que ójala todos conocieramos y no nos dejaramos llevar por la simpleza de un nada que hacer.
besos, buen finde

Cornelivs dijo...

MIGUEL ANGEL: ¡Bienvenido! Gracias por tu visita, por tus amables palabras y por tus animos. Vuelve siempre que lo desees!

Un cordial saludo.



LYS: Muchisimas gracias por tu luminoso comentario, amiga. Me ha impresionado el ejemplo de tus padres...¡fantástico! Yo aquí hablando de cambiar el mundo, y me doy cuenta de que ya hay otras muchas personas que hace años vienen dando ejemplo de generosidad...

UN FUERTE ABRAZO.


RONINI: No conocia esa pelicula, pero si tu la ponderas, seguro que debe de ser una gran pelicula. Intentaré buscarla y verla. BESOS y FELIZ FIN DE SEMANA.

Lycans Laqueus dijo...

yo creo en ti, en mi, en nosotros y en todos vosotros.

Se puede, claro que se puede.

Un lobo sin renuncia

DianNa_ dijo...

Te traigo mi granito de arena y de esperanza :)

Besos, niño y feliz fin de semana

amor dijo...

yo llevo tiempo en esa empresa individual, querido amigo, pero no estamos solos, ya lo sabes, recuerda: "you may say i'm a dreamer but i'm not the only one, i hope some day you'll join us and the world will be as one", las palabras finales de "imagine", de lennon

y no estamos solos, te lo aseguro

s

amelche dijo...

Sí se puede hacer algo por arreglar el entorno más inmediato. Y de ahí, tal vez poner un grano de arena para arreglar un poco la sociedad.

Cornelivs dijo...

LYCANS: Y yo tambien creo en ti, en ese "lobo" tan noble que es mi amigo. Un abrazo.

DIANNA: Besos, y feliz fin de semana.

AMOR: Gracias amigo, es un consuelo saber que no estamos solos. Un abrazo.


AMELCHE: Gracias, feliz fin de semana.