"Cree a aquellos que buscan la verdad, duda de los que la han encontrado" (André Gide)
"No estoy de acuerdo con lo que dices, pero defendería con mi vida tu derecho a expresarlo" (Voltaire)

"La religión es algo verdadero para los pobres, falso para los sabios y útil para los dirigentes" (Lucio Anneo Séneca)
"Cualquier hombre puede caer en un error, pero solo los necios perseveran en él" (Marco Tulio Cicerón)
"Quien no haya sufrido como yo, que no me de consejos" (Sófocles)
"No juzguéis y no sereis juzgados" (Jesús de Nazaret)
. . .

sábado, 12 de marzo de 2011

Naufragio

Podrán quitárnoslo todo, o mejor, casi todo. Es probable que  con ese lento e inexorable paso de los dias  puedan hurtarnos, quizás, hasta la misma esperanza. Pero entiendo que no deberian de robarnos algo: nuestro convencimiento. Al menos deberia de quedarnos eso. Incluso sin esperanza.

Saludos.

jueves, 10 de marzo de 2011

Enhorabuena, Maestro

Aqui lo teneis, en una imagen tomada de la wiki. El profesor Jose Luis Sampedro acaba de recibir el Premio internacional Menendez Pelayo. Me identifico mucho con su modo de pensar, y con la tristeza que siente este insigne escritor, humanista y economista español al percibir esta materialista y cruel realidad en la que vivimos, carente de valores.

Me consuela saber que no soy el único.  Ni somos los únicos. Con ese espiritu, el mismo que nos hizo redactar y publicar el Manifiesto por la Solidaridad, es gratificante comprobar que las grandes cabezas pensantes de este pais piensan lo mismo que  nosotros,  gente llana: que es indignante e intolerable que el 20 % de la población posea el 80 % de los medios de producción: es intrinsecamente perversa e injusta esta situación. Fijaros: ya tiene 93 años y sin embargo, su mente lúcida sigue rebelandose contra esta injusticia. Y de eso se trata: no podemos evitar que nos pisen con la bota, pero al menos, no aplaudamos a la bota que nos pisa: denunciemosla, chillemos si es necesario: no callemos, no toleremos, no consintamos.

No.

Brindo por usted, maestro. Enhorabuena.  Felicidades y gracias por su  inmejorable ejemplo. Su modo de pensar nos gusta e inspira a muchos.

Os dejo este video.


Saludos.

domingo, 6 de marzo de 2011

Curiosas criaturas

El ser humano es una criatura muy curiosa. Somos capaces de lo peor, pero tambien de lo mejor. Podemos verter hacia los demás nuestros mas oscuros deseos y dar rienda suelta a nuestros mas bajos y detestables instintos; pero también somos capaces de derramar infinito amor sobre los demás, estando realmente interesados en el bienestar ajeno. Podemos destruir y construir; matar y sanar. Podemos engendrar a seres como Hitler, Mussolini, Pol Pot o Stalin; pero tambien la raza humana ha sido capaz de engendrar a criaturas como Gandhi, Buda, Julio Cesar, Confucio, Jesucristo…

Tenemos en nuestras manos el dominio de nuestras acciones; somos dueños de nuestro destino, esto es, gozamos de libre albedrío; podemos elegir (no diré ya entre el bien y el mal, esta maniquea distinción cada vez me gusta menos) entre el egoísmo y la generosidad, entre el mirarnos siempre a nuestro propio ombligo  o mirar a los demás. Y hay de todo: gente que quisiera captar para si hasta los rayos del sol no dejando escapar ninguno, y tambien otros que gozan (realmente gozan) al ver que su luz nos ilumina a todos.

¿Dónde esta la diferencia? ¿En la escala de valores individual? ¿Por que éste elige hacer la vida feliz a los demas, y aquel otro de mas allá opta por hacerse la vida feliz solo a si mismo, incluso aunque sea a costa del bienestar ajeno? ¿Qué es lo que lleva a uno y a otro a elegir tan distintos caminos? Ah, si, el libre albedrío de antes. Pero no es tan sencillo. ¿Qué otro factores influyen en esa decisión? ¿Personalidad? ¿Educación?

Pero que incautos podemos llegar a ser...porque al final de cuentas tendremos que partir de aquí, queramos o no,  recordemoslo; y lo mejor de todo: nada -material- podremos llevarnos allá.  Polvo eres…pero te empeñas en ignorarlo y en actuar como si fueras eterno. Y lo cierto es que esta vida es como un corto permiso de la mili, que decían los viejos.

Y luego, por otro lado, ésta maldita sociedad nos enseña a ser competitivos, a brillar más que el otro, a ganar más que el otro, a tener más que el otro, a muchos les hace gozar eso: porque piensan que asi son felices: acumulando bienes materiales,  teniendo mejor coche que tu, mejor casa que tu, mejor mujer que tu; mejor reputación social que tu. Hasta cuando llegan a la tumba procuran lo mismo: tener mejor nicho que tú.

¡Menudo banquete para los gusanos…! 

Que ciegos podemos llegar a ser. Incluso llamamos "tonto" o "desfasado" al que intenta hacer feliz a los demas, y hay que ser malvado -o acaso inconsciente-  para ello: ni comemos ni dejamos. Pero tambien los hay que, ignorando comentarios u opiniones ignominiosas, optan por la caridad con el projimo. En mi opinion, eso es el amor: DAR. Con mayuscula. 

Por lo que a mi respecta, cada vez comprendo mejor a aquel que dijo: hace falta mucho tiempo, mucho tiempo para aprender a vivir. 

Que pena que cuando medio hemos aprendido el duro oficio de saber vivir…llega el momento de partir. ¡En fin, c’est la vie...!

Saludos.