"Cree a aquellos que buscan la verdad, duda de los que la han encontrado" (André Gide)
"No estoy de acuerdo con lo que dices, pero defendería con mi vida tu derecho a expresarlo" (Voltaire)

"La religión es algo verdadero para los pobres, falso para los sabios y útil para los dirigentes" (Lucio Anneo Séneca)
"Cualquier hombre puede caer en un error, pero solo los necios perseveran en él" (Marco Tulio Cicerón)
"Quien no haya sufrido como yo, que no me de consejos" (Sófocles)
"No juzguéis y no sereis juzgados" (Jesús de Nazaret)
. . .

lunes, 9 de enero de 2012

Seguimos vivos.

Motivos personales y familiares me han tenido alejado de la blogosfera, de modo que me ha sido imposible postear y actualizar. Afortundamente, las circunstancias han mejorado, y por fin –gracias a los dioses- el vendaval de desafortunados eventos y acontecimientos dolorosos han pasado, y van quedando atrás,  como por ejemplo, el entierro de mi suegro (padre de mi esposa) el dia 24 de Diciembre, vísperas de Nochebuena, lo cual ha amargado las Navidades a mi mujer y a toda la familia (ademas, justo ese dia cumple años). Por si fuera poco, luego viene otro mal trago:  mi ingreso el 31 de Diciembre en el Hospital, lugar inapropiado para comerse las uvas, estancia que le propinó –pobrecilla- el segundo susto, y que obedeció a un dolor torácico con el que amanecí el dia 31 de Diciembre, que, afortunadamente, remitió poco a poco sin más complicaciones, pero la falta de profesionales sanitarios en esas fechas tan señaladas obligó a que se prolongara mi estancia en el Hospital hasta el dia 3, fecha en la que me dieron el alta, tan pronto como me hicieron (¡por fin!) las tan ansiadas pruebas, electrocardiograma, ecocardiograma, análisis y demás. Cosa logica: en esas fechas los hospitales estan bajo minimos (¿a quien se le ocurre ponerse malito el dia 31? Vamos hombre...) Gracias sean dadas a los dioses, parece que tengo un corazón fuerte y sano, -no se trata de ninguna sobrecarga deportiva, que es lo que yo me temia, ¡menos mal!- y el dolor puede tener su origen en huesos, articulaciones, que se yo, pero no en el corazón, lo cual me permite, afortundamente, seguir con mi preparación física y mi running diario, aunque ahora voy correr un poco mas suave el menos durante quince días, por simple precaución, de modo que no pienso sobrepasar los 60 km. semanales bajo ningun concepto, al menos, hasta que termine Enero.

El susto doble que se ha llevado mi mujer este año ha sido terrible, y creedme, amigos y amigas, lo siento enormemente por ella. Afortunadamente, los Reyes Magos me han traido salud y trabajo, eso es bueno, y a partir del dia 3 -aun con el susto en el cuerpo-  hemos podido disfrutar en familia lo que quedaba de vacaciones navideñas. Fundamentalmente por los niños.

La vida. Ay, la vida. Indudablemente que hay que saber disfrutar y saborear al máximo de los buenos momentos cuando se presentan, y ser algo pillín para saberlos esperar, poniéndose en el camino justo por donde un cree que van a pasar; y si no, fabricarlos uno mismo, que nunca es tarde para juntarse con una pareja de amigos nuestros y cenar algo que se salga de lo corriente, como hicimos el dia 6 con nuestros amigos Faustina y Manola, su esposa;  porque los malos vienen solos sin nadie llamarlos. Todos lo sabemos.

Y como estas pasadas fechas  son para pasarlas en familia, y disfrutar de la compañía de los seres queridos, por ello, durante todos estos días no he querido  molestaros con mis circunstancias y con mis problemas: bastante tiene ya cada cual, es decir, bastante tiene ya cada uno con su afán diario como para que encima venga el tostón de Cornelius lamentándose de sus cosas.

No esta la monta en lo que se sufre, sino en como se sufre, Que si, que no podemos cambiar la vida, ni los acontecimientos que nos suceden, pero si nuestra actitud ante esos acontecimientos. De nuevo Séneca. Asi que ya sabes, Corne: aprende a relajarte. Total: al final o te matan o sales mas poderoso (¿) Bueno, si que sale uno con cicatrices, curaran mas tarde o mas temprano (el tiempo lo dirá) y, si, un poquito mas experimentado,   más listo o lo que es lo mismo,  menos tonto, llámalo como tú  quieras, prudente lector amigo. Que al fin y al cabo, la experiencia es un cúmulo de errores de los cuales hay que aprender.

De modo que os deseo a todos, amigos bloggers, seguidores habituales, ocasiones, esporádicos, a TODOS, un muy venturoso y feliz año nuevo 2012, que venga cargado de salud, de ilusiones y deseos cumplidos, de amor, y que sea el año de la tan ansiada recuperación económica para esta piel de toro en la que vivimos.

Con mi afecto de siempre…