"Cree a aquellos que buscan la verdad, duda de los que la han encontrado" (André Gide)
"No estoy de acuerdo con lo que dices, pero defendería con mi vida tu derecho a expresarlo" (Voltaire)

"La religión es algo verdadero para los pobres, falso para los sabios y útil para los dirigentes" (Lucio Anneo Séneca)
"Cualquier hombre puede caer en un error, pero solo los necios perseveran en él" (Marco Tulio Cicerón)
"Quien no haya sufrido como yo, que no me de consejos" (Sófocles)
"No juzguéis y no sereis juzgados" (Jesús de Nazaret)
. . .

jueves, 27 de enero de 2011

CONVOCATORIA GENERAL. Manifiesto por la Solidaridad. Próximo 2º Aniversario.

Me uno a la convocatoria efectuada hoy desde el blog del Manifiesto por la Solidaridad.

El próximo domingo, 30 de Enero, se cumplirá el segundo aniversario de la publicación, en decenas de miles de blogs en todo el mundo, de nuestro Manifiesto por la Solidaridad.

Como entonces, vuelvo a CONVOCAR de nuevo a todos, amigos, lectores, simpatizantes y conocedores de esta causa, a que el proximo dia 30 de Enero colguemos todos en nuestros blogs el texto del Manifiesto.

Digamoslo todos los años. Repitámoslo. Recordad lo que os dije hace poco en el blog del Manifiesto:

"¿Qué hemos conseguido? ¿Es el mundo mas solidario ahora que hace dos años?

Por desgracia, no.

 Pero una cosa si que tengo clara, amigos y amigas: ¡que, a pesar de todo, merece la pena seguir entonando este cantico solidario, gritándolo alto y fuerte, chillándolo si es necesario, a todo el mundo, y fundamentalmente a nuestros políticos y a las organizaciones internacionales!

¡Tenemos que sacudir las conciencias de los hombres y mujeres de buena voluntad! No nos queda otra. ¡Es casi una obligacion moral, una obligación ética! ¡Tememos internet a nuestra disposición: aprovechemos al maximo las oportunidades que este medio nos brinda...!

Aunque solo sea para no guardar un silencio cómplice con los verdugos (por omisión) de tanto inocente; aunque solo sea para desmarcarnos de ellos, y decirles: ¡No! ¡Asi no! ¡Esos millones de hermanos inocentes merecen nuestra protección! ¡Nos negamos a aceptar que un simple accidente geográfico ocasione que aquí tiremos lo que nos sobra, mientras que, muy cerca nuestro (al veces, al lado) hay quien mataría por ese sobrante!

Y sobre todo: ¡nos negamos a guardar este mutismo cobarde que nos hace coautores de este silencioso genocidio. Yo me desmarco;  no consiento esto, no estoy de acuerdo con este homicilio silencioso: por eso protesto, por eso lucho, por eso me separo de esta cobarde, silenciosa y pasiva actitud, y lo grito fuerte y claro. ¡Aunque solo sea para decirle al mundo: ¡yo si grité contra ello! ¡Yo si me rebelé! ¡Yo si protesté!

¿Y tu, amigo/a: ¿puedes decir lo mismo?

¿Y que vamos a conseguir nosotros? Aparentemente, nada. Pero quizás, con coraje, con union y con fe en nosotros podamos llegar mas lejos de lo que nos imaginamos.

Termino, haciendo un llamamiento e invitándoos a todos los que leais estas líneas. A todos sin excepción, sin distincion de raza, sexo, credo, religion, ideologia, a T O D O S.  Que esta lucha no sea solo la lucha de un visionario llamado Cornelivs ni la de un puñado de amigos que un buen dia se decidieron a acompañarlo: no. Que sea la lucha de todo ser humano comprometido con esta causa, que sea la lucha de todos los que leen este blog. Que sea la lucha de todos contra el hambre del hermano sufriente y, fundamentalmente, el desafio comprometido de cada ciudadano que le grita a sus políticos y a las organizaciones internacionales (causantes, en definitiva, de esta barbarie): ¡¡¡ASI NO!!!

Recuerdalo, lector amigo: el proximo domingo 30 de Enero copia y pega en tu blog el texto del Manifiesto por la Solidaridad. Solo tienes que hacer  click aquí.

Cuida, solo, de señalar que se trata del 2º aniversario.

Un abrazo para todos.

martes, 25 de enero de 2011

Despertar

Es triste despertar de los sueños y comprobar que eran algo irrealizable. Y más amargo aún es ese despertar si en algún momento pensaste que, de veras, lo podías conseguir, o que existia al menos tal posibilidad. Quizás por eso fue un sueño doblemente hermoso. Aunque, bien mirado, más triste aún es no haber tenido nunca ningún sueño ni haber luchado jamás por hacerlo realidad; más insipido aún resulta el no haberte planteado jamás la posibilidad de mejorar las cosas.

¿Que queda después? Aceptar la luz de la realidad  lo mejor que podamos e intentar acostumbrarnos a ella  lo antes posible, huyendo de la nostalgia: que no nos suceda como a Alonso Quijano, que murió de tristes y anodinas realidades. Convive con la realidad, pero no te dejes vencer por ella.  ¿Te curará esto de nuevas recaidas? Que sé yo....


Saludos.

P.D. Sigo hasta arriba de trabajo, prometo volver lo antes posible, amigos y amigas.
.